Economía circular en la robótica industrial

robot KUKA reacondicionado

robot KUKA reacondicionado

Trabajar inmersos en una economía circular trae múltiples beneficios colaterales

Una de las cosas que mejor identifican a Atlas Robots como empresa de robótica industrial es el diseño de sus celdas de paletizado con robots reacondicionados. Esa es nuestra forma de fomentar una economía circular dentro de nuestro negocio y de trabajar de una manera más responsable y sostenible.

Para el desarrollo de nuestras células robóticas, compramos robots que vienen de la industria automotriz. Estas empresas desestiman esos robots porque en muy pocos años consiguen amortizar la fábrica y o abren otra nueva o cambian la línea de producción por cambio de modelo de coche.

Cuando Atlas Robots adquiere esos robots de segunda mano, suelen tener una edad media de solo 10 años. Y decimos solo porque se trata de máquinas que están hechas para durar varias décadas.

Revisión completa para su reacondicionamiento

Cuando tomamos un robot de segunda mano, hacemos una revisión integral y lo reacondicionamos antes de usarlo en un proyecto:

– En una inspección visual nos aseguramos de que no tenga ningún golpe que comprometa el funcionamiento de la máquina y que los tubos estén en perfecto estado.

– Se hace una a fondo de todos los componentes eléctricos del robot.

– Se prueba cada eje del robot por separado para comprobar que la rotación sea correcta.

– Se engrasa la maquinaria para que su funcionamiento sea exactamente el mismo que cuando salió de fábrica.

Beneficios del modelo de economía circular

Implementar una filosofía de trabajo basada en la economía circular tiene múltiples beneficios para la empresa, para nuestros clientes y para el medio ambiente.

– Al usar robots reacondicionados ahorramos más de cinco toneladas de desechos al año. Así contribuimos con el planeta y logramos hacer las cosas de un modo sostenible que nos lleve a ser una empresa con una larga proyección de vida.

– Trabajar con robots de segunda mano nos permite dar un precio inmejorable a nuestros clientes, con un producto que tiene el 100% de las prestaciones de un robot nuevo. Esto nos otorga un valor diferencial muy potente para que las empresas nos elijan como su proveedor de automatización.

– Posibilitamos el acceso de pequeñas y medianas empresas a la robótica industrial. Esto las hace más competitivas en sus mercados, con mayor potencial de crecimiento y capacidad de contratación de nuevo personal.

– De lo anterior se deriva que las empresas puedan ofrecer al mercado un producto más barato para el cliente final.

Nuestra experiencia declara que no se necesita un robot nuevo para obtener la mayor rentabilidad de una célula robótica. Solo es necesario contar con un buen equipo humano que tenga la experiencia y la sensibilidad para dar una nueva vida a una máquina de segunda mano.

 

Pídenos presupuesto desde nuestro formulario web.